La importancia de los traductores en una empresa

En una empresa resulta imprescindible contar con varios traductores o intérpretes que sean capaces de solucionar papeletas relacionadas con el idioma. En un mundo tan globalizado como el actual es cada vez más importante conocer todos los idiomas porque las empresas hacen negocios con otras empresas que están situadas en la otra punta del mundo.

Coreano, japonés, chino, inglés… no importa el idioma que sea. Lo que necesita tu empresa es contar con servicios de traducción para poder progresar a la hora de hacer negocios. Una opción es contar con esos servicios de forma permanente al subcontratar traductores, algo muy recomendado para empresas que tienen que negociar con empresas asiáticas constantemente, por ejemplo.

Las funciones de un traductor se relacionan principalmente con los escritos. Un conocimiento técnico del idioma les debe permitir traducir los textos de forma impecable. Abarca todo tipo de áreas: información general, investigaciones, traducciones oficiales…

Las funciones de un intérprete son algo distintas. Se circunscriben al lenguaje hablado, a la capacidad de síntesis y a la rapidez a la hora de asimilar la lingüística. En pocas palabras, el objetivo es transmitir con celeridad, lucidez y certeza la idea de la persona que está hablando. La interpretación se puede llevar a cabo de forma simultánea (mediante auriculares mientras habla el sujeto) o consecutiva (con bloques, con pausas en las que el intérprete va traduciendo lo que dice el sujeto).

Leave a comment